Video gafas

Según los objetos y dispositivos de viaje se hacen más portátiles y versátiles, también se hacen más personales. Nuestros teléfonos móviles, iPods y otros dispositivos son como portales a nuestro propio mundo privado de música, colección devotos y cuentas de correo. Cuando los usamos, normalmente nos olvidamos lo que ocurre a nuestro alrededor.

Pero para aquellos que buscan una total privacidad un refugio personal, puede que estos dispositivos electrónicos no sean suficiente. La gente que hay alrededor de ti todavía puede escuchar la mitad de tu conversación al móvil, y si estás leyendo un email con tu ordenador portátil en la calle, bar o aeropuerto, ¿Cómo puedes saber que no hay alguien leyéndolo también por encima de tu hombre?

En lugar de encontrar un rincón alejado o hablar en susurros, hay otra manera de escapar dentro de tu propio mundo mientras viajas o estas fuera de casa.

Algunos desarrolladores han creado lo que se llaman las video gafas, las cuales te permiten ver videos en cualquier sitio en el que estés. Aunque se aprovechan de los mismos principios de la visión con binoculares – de los cuales hablaremos más tarde – estas gafas de película no son como las habituales que conocemos para ver diapositivas y que utilizábamos de pequeños.

Estas video gafas ofrecen la posibilidad de tener las manos libres y nos ofrece una experiencia de cine en pantalla grande. De todos modos, las video gafas no son una idea nueva en el mundo de la alta tecnología, donde ya conocemos el HMD, que es un dispositivo que va montado encima de nuestra cabeza y que tiene una pantalla.

Se les suele llamar visores multimedia personales, y no se puede negar que la tecnología HMD ha mejorado mucho en las últimas décadas. Cuando primero se introdujeron en el mercado en los años noventa, los consumidores no estaban muy seguros del invento. En forma de casco de moto abultado e incómodo, no tuvo mucho éxito entre los compradores.

Hoy en día, puede que sea el momento de que vuelvan con fuerza. Las modernas video gafas normalmente toman la forma de unas gafas relativamente ligeras. A primera vista, algunas versiones realmente parecen como unas gafas de sol muy normales,  Otras tienen una apariencia más futurista que recuerda a algunas películas de ciencia ficción.

De todos modos, todas estas versiones tienen la misma función básica. Aunque tenemos disponibles las gafas 3D, esto no realmente lo mismo ¿Cómo funcionan y como realizan las funciones esperadas? ¿Cómo nos da estas gafas la ilusión de estar sentado justamente enfrente del televisor? Algunas de las patentes de estos modelos nos pueden ayudar a comprenderlo.

Las pantallas utilizadas normalmente utilizan pantallas de cristal líquido (LCD) o también pueden ser de diodos de emisión orgánica (OLED). Una lente magnifica estas diminutas pantallas para que los usuarios puedan sentir como si estuvieran sentados en una pantalla grande. Las video gafas vienen equipadas con un equipamiento de audio, usualmente en la forma de auriculares que cuelgan del dispositivo principal.

Unas baterías y un reproductor se conectan a las gafas por medio de cables. La mecánica de las video gafas están diseñadas para aprovecharse de una interesante función de nuestra percepción visual. La mayoría de las video gafas muestran dos imágenes – una individual para cada ojo.

Cuando se alinean correctamente, las video gafas permite a nuestro cerebro percibir una imagen compuesta de las dos imágenes. Esto permite usar el sentido de la profundidad. Poner juntas dos imágenes para formar una imagen 3D en nuestro cerebro se conoce como stereopsis.

Las video gafas avanzadas que realizan esta ilusión en tres dimensiones son binoculares. Las variedad de gafas más simples son bioculares. Mientras que las pantallas binoculares muestran imágenes ligeramente diferentes en cada ojo, las bioculares HMD proyectan una imagen que es vista por ambos ojos. Las híbridas, las cuales usan una combinación de ambos métodos, dividen la imagen de video en dos partes. De estas partes, el cerebro crea una única imagen compuesta. Las video gafas más conocidas en el mercado son hibridas.

Entre los dispositivos HMD, muchas video gafas entran en la categoría de inmersivas. Las gafas inmersivas llevan al usuario completamente fuera del entorno circundante. Cuando tienen un HMD inmersivo, no eres capaz de ver nada a tu alrededor. Por otro lado están las gafas no inmersivas, lo cual significa que el usuario puede ver al menos parte de su entorno.

Cuando quieres una experiencia con video gafas inmersivas, la mayoría coincide que cuanto más grandes mejor. Esto es un inconveniente para ver video en reproductores con pantallas pequeñas, como son los teléfonos móviles o iPods. Los desarrolladores están trabajando para ampliar el campo de visión de las video gafas Nuestros ojos tienen un campo de visión horizontal de unos 180 grados, pero las video gafas ofrecen campos de visión más pequeños.

En primero lugar, esto es parcialmente debido a la tecnología usada para filmar películas de video. Cuando una imagen contiene pocos píxeles, agrandarla demasiada puede resultar en una pobre resolución.

Usando unas video gafas

usando gafas video

Este interesante dispositivo puede ir conectado a una diferente gama de aparatos multimedia. No solo puede ir conectados a iPod o teléfonos móviles – lo cual los hace muy útiles para viajar – sino también se puede conectar a reproductores DVD, consolas de juego o incluso camcorders de video. Si tu visión no es perfecta u necesitas gafas graduadas o lentillas, no hay que desesperarse: Todavía se pueden usar la video gafas sin ningún problema.

Algunos fabricantes ofrecen accesorios especiales que el oculista puede equipar en las lentes de las gafas que utilicemos. Lo cierto es que algunas personas se quejan de que la experiencia general de usar video gafas no es tan divertida como suena. Los usuarios pueden sufrir mareos durante el visionado.

Se le ha dado el nombre de ciber estrés, y puede tener varias causas. Por ejemplo, a menos que la colocación de las video gafas esté perfectamente ajustada, los ojos se cansarán rápidamente al intentar enfocar la imagen.

Este es el motivo por el que algunos desarrolladores están intentando hacer video gafas que se ajustan a la distancia interpupilar de cada individuo (la distancia que hay entre ambos ojos). Algunos veces los mareos resultan de la completa inmersión (por el tipo de gafas) del individuo en la experiencia. Por esta razón, algunos prefieren gafas no inmersivas.

Otros se quejan simplemente que algunos tipos de gafas 3D son bastante incómodas, molestando particularmente en las orejas y la nariz. Puede que una vez que los desarrolladores consigan perfeccionar estos detalles, las video gafas serán más populares como manera de escape personal para gente que viaja o está siempre de un lado a otro.

Algunos piensan que este dispositivo realmente es impracticable en la vida real. Todo este se verá en poco tiempo, aunque los cascos HMD virtuales han demostrado que son muy prácticos y efectivos.

Algunos dentistas en Estados Unidos ya ofrecen a sus pacientes estas video gafas mientras trabajan. Estos dentistas han visto que las gafas son efectivas para distraer al paciente mientras que están realizando un trabajo que no suele ser del agrado del que se sienta en la silla. Esto muestra que las video gafas son unas buenas liberadoras de estrés, y no se interponen en el trabajo del dentista como otros dispositivos electrónicos harían.

De todos modos, puede que la aplicación más útil en HMD nos llegue de otro campo médico. Los médicos pueden usar dispositivos HMD no inmersivas cuando necesitan ver una pantalla con radiografías mientras realizan una operación. Los militares ya han adoptado esta tecnología para unos cuantos usos, siendo uno principalmente para la formación de sus soldados. También pueden utilizarlo para desplegar mapas u otro tipo de información en diferentes zonas.

Por lo tanto, independientemente de su futuro éxito en el mercado lúdico, médico, militar o cualquier otro sector, las video gafas ya tienen diferentes usos en la actualizad, y seguro que mejorará en un tiempo relativamente corto. Puede que en un futuro no muy lejano tengamos todos uno en casa como si fuera otro aparato más en casa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Pon tú nombre aquí